Imagen destacada

Gran Barrera de Coral / iStockPhoto

6 de octubre, 2016. Agua / Océanos

Océano Pacífico Central

Cual joyas en una corona, las más de 10 mil islas que conforman la región de las Islas del Pacífico se extienden en un área de casi cuarenta millones de kilómetros cuadrados. Comprende los grupos etnográficos de Micronesia (“pequeñas islas”), Melanesia (“islas negras”) y Polinesia (“muchas islas”)

Cristina G. Mittermeier, Gregory S. Stone, Russell A. Mittermeier, Octavio Aburto-Oropeza, Claudio Campagna, Kent E. Carpenter, Laurence P. Madin, David Obura, Enric Sala, Sebastian Troëng, Peter A. Seligman & Stefan Gutermuth

El Océano Pacífico Central ostenta los bancos remanentes de atún más grandes del mundo. Las aguas de esta región contienen los bancos más importantes de tiburón, de peces vela, así como de otras especies como los delfines, ballenas, dugongos y tortugas.

Los arrecifes de coral y los hábitats asociados como lagunas costeras, pastizales marinos y manglares dominan el entorno costero marino del Pacífico Central. Los arrecifes de franja y las barreras coralinas frecuentemente se encuentran asociadas a las islas de mayor altura, como es el caso del Arrecife de Nueva Caledonia, con más de 1,500 km, que sólo le sigue en tamaño al Arrecife Mesoamericano que va de las costas de México hasta Honduras, y a la Gran Barrera de Coral en Australia.

El alto endemismo de las especies es característico de la biodiversidad terrestre de las islas de la región, con muchas especies de plantas, invertebrados y aves únicas en el mundo. Incluyendo a Australia y a Nueva Zelanda, la región de Oceanía presenta seis áreas críticas (“hotspots”) de biodiversidad mundialmente reconocidas y una de las áreas naturales más grandes en Papúa Nueva Guinea.

En el Pacífico Central, la biodiversidad marina y terrestre, representada aquí por el número de especies, disminuye hacia el Este y con la altitud. Sin embargo, la proporción de especies únicas, tanto marinas como terrestres, aumentan en esa misma dirección. Ambas tendencias son consecuencia de la evolución ocasionada por millones de años de asilamiento de las masas continentales.

 

Este texto es un extracto tomado del libro Océanos: El Corazón de Nuestro Planeta (2011) de la serie de Libros de Conservación de CEMEX

oceans-big-esp

Océanos

El Corazón de Nuestro Planeta Azul

comprar libro

Más artículos en agua